“Muchacho de oro, muchacha esmeralda” de Yiyun Li

(Procedencia da imaxe)

A contraportada da edición de Galaxia Gutenberg Círculo de lectores di así, deste libro de relatos:

“Ambientados en su mayoría en la China del siglo XXI, esta bella coleción de relatos cortos se nutre de personajes que tratan de reconducir sus vidas en un mundo nuevo y desconocido para ellos. Vecinos de un edificio ruinoso que contemplan con pavor y asombro el boom inmobiliario; una empresaria local metida a filántropo que acoge en su hogar a mujeres en situación delicada; un grupo de ancianas que descubre la fama en el último tramo de sus vidas como detectives privadas especializadas en aventuras extramatrimoniales; una joven que publica un blog para hacer pública la infidelidad de su padre.

La magistral colección de Yiyun Li recoge la vida cotidiana de la gente, una vida que se ha visto convulsionada por el cambio global, y con ello se demuestra como una de las escritoras imprescindibles de nuestros tiempos”

Isto foi suficiente para levar á que subscribe a ler esta colección de relatos breves. O que a levou a recomendalo foron os relatos, desde o primeiro ata o último, pero especialmente estes dous, isto xa é unha cuestión de gustos. O primeiro, “Generosidad” tamén entra na categoría de “libros sobre libros”, cítovos da páxina 21 o seguinte, cando a protagonista nos fala da súa relación cunha muller moi peculiar, a catedrática Shan:

“Leía para mí. Se mofaba de mi libro de texto de inglés y me dijo que empezase por el primer volumen de Inglés Básico. Nunca comprobaba mis progresos, y tras un tiempo comprendí que no le importaba que yo me limitase a mirar las ilustraciones. Sólo se dedicaba a leerme su colección de novelas. Empezamos con David Copperfield, ella sentada en la única silla de la estancia, y yo, en la cama.”

Na páxina 35 di: “Habíamos pasado diez meses con David Copperfield, despacio al principio, sólo dos o tres páginas al día, y más tarde cinco o seis. No recuerdo en qué punto empecé a entender lo que me leía, muy poco a poco, claro; debe de ser algo parecido al momento en que una niña entiende por vez primera el mundo en palabras, cuando lo que se le dice aún no ha adquirido un significado definitivo, pero ella cada día va estando más segura de que en ese embrollo de sonidos hay un significado.”

Remato citando, da páxina 36: “Después de David Copperfield, leímos Grandes esperanzas. A continuación, El regreso del nativo y luego, Tess de los D’Uberville.”

E así, entre lecturas vaise conformando unha amizade entre a protagonista, nena, e a catedrática Shan. Ó longo do relato sabemos da vida da protagonista e como esta amizade influíu na súa vida.

O último relato “Muchacho oro, muchacha esmeralda” comeza así: “A él lo crió su madre sola, y a ella, su padre(…)Siyu tenía treinta y ocho años, y el hombre, Hanfeng, cuarenta y cuatro.”

E remata así: “Los tres eran personas tristes y solitarias y no conseguirían atenuar la tristeza del otro, pero podrían, con mucha dedicación, construir un mundo que albergara su soledad”.

 P.S.: Se picades na procedencia da imaxe iredes a un blog Papel en blanco, que tamén recomenda esta obra e fai un resumen dela, moito mellor que este post. Alí vos remito.

Advertisements

Deixar un comentario

Arquivado en Libros sobre libros, Recomendacións

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s